Hero Image

Noticias

Pablo Ortúzar (IES): “Diga lo que diga Lavín, la UDI lo va a apoyar” – La Segunda

En medio de las tensiones que vive la UDI tras el apoyo cerrado de Jacqueline van Rysselberghe, presidenta del partido, a Gustavo Hasbún, frente a las denuncias en La Araucanía, sorprendió en la colectividad la aparición del alcalde Joaquín Lavín, afirmando que “las defensas corporativas están mal”.Ayer, en el matinal de Canal 13, Lavín señaló: “No defendamos corporativamente a nadie, pero tampoco condenemos apresuradamente (…). Esperemos que la justicia trabaje”. Y calificó como un “buen gesto” que el ministro Lucas Palacios congelara su militancia, decisión que también tomó ayer el exdiputado.La discrepancia de Lavín con la mesa se suma a la posición del alcalde frente al plebiscito: mientras él está por el Apruebo, la postura que defiende la senadora y que prima en la UDI es el Rechazo. Y la petición del alcalde de aparecer en la franja de TV no ha sido recogida, ya que la timonel ha remarcado que la postura institucional es el No.

Pese a ello, los analistas consultados por La Segunda apuntan a la visión pragmática de la tienda gremialista, frente al político mejor evaluado en las encuestas y hoy «el» presidenciable UDI. “Lavín sabe que es la mejor carta que tiene la UDI, y Van Rysselberghe sigue jugando a satisfacer los anhelos y pulsiones de la militancia histórica. Uno juega hacia afuera, la otra hacia adentro”, describe Pablo Ortúzar, investigador del IES, sobre los roles que están desempeñando los dos políticos. “No veo que haya un conflicto real ni que pudiera escalar hacia ningún lado. Si Lavín es el mejor posicionado al momento de las elecciones, haga lo que haga y diga lo que diga, la UDI lo va a apoyar igual”, enfatiza.

En tanto, Rodrigo Arellano, vicedecano de la facultad de Gobierno de la UDD, opina que “la UDI ha aprendido a vivir con esa diversidad y entiende la importancia de tener a alguien tan bien posicionado en las encuestas. Por lo mismo, yo restaría dramatismo a las diferencias planteadas entre ambos”. Añade que Lavín “no es el único en la UDI que está por el Apruebo; existen parlamentarios y alcaldes que coinciden con él”. Y que “en el caso de Hasbún, son varios los críticos con la postura que asumió Van Rysselberghe. También restaría dramatismo a esta diferencia”.

Consultado Arellano en cuanto a si el partido debiera darle a Lavín un espacio en la franja, dice que “más allá de la opinión y libertad que la UDI dio a algunos militantes, se definió una posición institucional. Creo que en la franja de la UDI no debiese haber espacio para la figuras que votarán Apruebo”. En el pasado, la parlamentaria y Lavín han administrado sus diferencias. Como en plena campaña interna en octubre de 2018 que enfrentaba a Van Rysselberghe con la disidencia encabezada por Javier Macaya. Entonces, Lavín señaló a CNN que apoyaba a “Macaya. Yo voté por Jacqueline van Rysselberghe (cuando se enfrentó con Jaime Bellolio), pero encuentro que también Javier Macaya representa un cambio generacional importante, tiene la experiencia”, argumentó. La reacción de la senadora fue en un debate, donde abrió la puerta a la alcaldesa Cathy Barriga, nuera de Lavín, diciendo “sería una buena candidata” presidencial. Tras lo ocurrido, Lavín volvió a declararse en reflexión sobre la elección interna, aunque luego del triunfo de la senadora, reconoció: “Perdí, voté por Macaya”.

En línea. ¿Tienes dudas?
Pregúntale al equipo de la carrera
¿Con qué sede quieres conversar?
¿Con qué sede quieres conversar?