Más artillería para J. A. Kast - La Segunda

Además de un enfrentamiento directo con los distintos grupos religiosos, la oposición manifestada en el inserto puede premunir de material a los sectores conservadores —incluidos José Antonio Kast y la “bancada evangélica”— para criticar al Gobierno por ceder en el ámbito valórico.

“La ministra Marcela Cubillos ha intentado tener una mirada cercana a quienes profesan religión y esto puede afectarla en la derecha más dura, que podría enfatizar que otra vez el Gobierno se aleja del programa.

Ese ha sido el discurso, realizando excesivas concesiones a la oposición, aunque la explicación para el cambio curricular no sea esa”, sentencia el cientista político de la U. Central, Marco Moreno. Para el académico de la UDDRodrigo Arellano, la secretaria de Estado no se verá afectada en la medida en que mantenga un solo discurso, es decir, que no ceda respecto de los cambios propuestos para los ramos de religión, historia y educación física.

“Pero en la medida que vaya jugando para distintos, sectores claro que sí… Sería poco consecuente y poco ministra Marcela Cubillos cambiar frente a la presión de un sector”.