Analistas anticipan escaso efecto de inauguraciones cerca de la elección - El Sur

Analistas de la Región del Biobío aseguran que, pese a las expectativas positivas que pueda tener el Gobierno, la inauguración de obras de gran envergadura durante el segundo semestre de este año en la zona, que suman a lo menos ocho entre los ministerios de Obras Públicas y Vivienda, no impactarán significativamente en los posibles resultados de la elección presidencial de noviembre próximo.

De hecho, Lesley Briceño, analista política de la UDD, Andrés Cruz, abogado y experto de Corbiobío, y Pablo Martínez, sociólogo de la Universidad Andrés Bello, coinciden en que la continuidad del actual mandato de la Nueva Mayoría está en riesgo, dado el quiebre existente al interior de la Nueva Mayoría, por lo que acciones de este tipo apuntan al objetivo de levantar la imagen del Gobierno.

El Ejecutivo tiene programado el corte de cinta del Teatro Regional, los corredores de buses de 21 de Mayo y de Coronel, a lo que se suma la Costanera a Chiguayante y proyectos de gran inversión en recursos relacionados con viviendas.

Sin embargo, para los analistas, junto con la evidencia de quiebre interno, también hay dudas sobre si los presidenciables de la Nueva Mayoría, Alejandro Guillier y Carolina Goic, realmente se querrán hacer cargo de la continuidad del Gobierno. Aunque para Lesley Briceño, aunque quieran uno u otro no podrán desligarse de dicha herencia, por ser representantes de los partidos que apoyan al Gobierno de Michelle Bachelet.

Otro aspecto que rescatan los especialistas es que todos los gobiernos hacen el mismo proceso de mostrar obras terminadas en el último tramo de sus periodos y también muestran mejoras en las encuestas, lo que también es una tradición.

OBRAS REGIONALES

Jaime Arévalo, seremi de Vivienda, asegura que el trabajo del Gobierno en el Biobío está avalado por los resultados de las elecciones municipales, que fue la única región en Chile donde la coalición oficialista logró derrotar a Chile Vamos.

“Es indudable que las obras de Gobierno, cuando están en sintonía con la lo que quiere la ciudadanía, cuando se cumplen en tiempo y forma, son un elemento importante al momento de votar. Quiero señalar que en la Región hemos sacado adelante obras macizas que, de manera inédita, han tomado forma en el Biobío”, dice el seremi.

Añade que “las obras tienen relación con los resultados eleccionarios que presenta el país. Toda vez que cuando hay sentido de pertenencia, debiesen tener un correlato eleccionario. En todo caso, nosotros entendemos esto como una acción del Estado, que se sitúa en un periodo de gobierno, pero que recoge lo anterior y también se proyecta hacia el futuro”.

Arévalo reafirma que en todo el periodo de la Presidenta Bachelet ha habido responsabilidad en lo obrado y también asegura que lo que se busca no es dejar todo finalizado en cuatro años.

“Hemos sido fieles a esa forma de trabajar, porque las ciudades no se definen en cuatro años, sino que requieren un largo aliento en materia de planificación. Vamos a dejar obras terminadas y otras que quedarán bien encaminadas”, destaca.

Finalmente, el secretario regional ministerial agrega que espera que en la Región de repitan los resultados municipales del año pasado en la presidencial de fin de año. “Sin embargo, tengo que decir que nosotros no estamos utilizando estos elemento con un objetivo de campaña, sino que siempre hemos trabajado de manera seria y ordenada”, explica.

Debido a una agenda recargada, desde la Seremi de Obras Públicas no fue posible obtener una versión sobre esta materia de su titular regional, René Carvajal.

NO HABRÁ EFECTOS

“En el caso particular del Gobierno que termina, pienso que estas acciones son muy irrelevantes. No veo candidatos dispuestos a enfrentar una campaña sosteniendo sus propuestas y proyectos en la continuidad con el mandato que termina. Todo lo contrario, más bien se observa una distancia creciente de los candidatos”, dice Pablo Martínez, sociólogo y profesor de la Universidad Andrés Bello.

En tanto, para Andrés Cruz, abogado y analista político de Corbiobío, tampoco habrá un efecto a rescatar. “La Nueva Mayoría muestra un quiebre evidente y es poco probable que siga viva como una coalición. Es por eso que cualquier obra o acción que realice el Gobierno no impactará en beneficio de los candidatos de los partidos de la Nueva Mayoría”.

Añade que “es más, hay que considerar que ni Carolina Goic y tampoco Guillier se han pronunciado como la continuidad del mandato de la Presidenta Bachelet y es muy complejo que lo hagan en los próximos meses”.

Aunque lo pronostica difícil, Cruz destaca que si alguno de los dos presidenciables oficializara ser la continuidad del Gobierno, tampoco le serviría como rédito la inauguración de obras, ya que la actual administración “está muy desgastada”, dice.

Lesley Briceño indica que “en este último tramo de gobierno, y como es repetitivo en todos los periodos, se inauguran obras como para dar cuenta de las grandes obras que se han concretado. El gobierno busca mejorar su imagen, pero no será suficiente para evitar que haya un cambio de gobierno”.

La analista de la UDD expresa además que “el efecto en estas condiciones de una NM muy afectada es muy probable que no siga. En términos prácticos, en Chile la inauguración de obras públicas se tiene que hacer sí o sí, pero eso no quiere decir que vaya a beneficiar, en este caso, a un candidato presidencial o parlamentario”.

2017-06-12_www.elsur.cl_12_06_17_pag_03-1440-8a08e5

Compartir