"La violencia y la Policía" por Jorge Sanz

Una máxima muy antigua dice que es imposible pensar que haciendo lo mismo podamos cambiar los resultados. Desde hace años que el tema de La Araucanía se aprecia con el mismo prisma. Primero fueron solo hechos aislados, luego vino la discusión sobre terrorismo o no terrorismo y de ahí no hemos salido. Mientras tanto, helicópteros casas y campos se queman. El sentido común siempre es un buen consejero y señala que no son hechos aislados y que sí es terrorismo, pero nuestra política es distinta a ese curioso sentido. Lo más probable es que enviemos más carabineros (sin muchas atribuciones reales) para prevenir, y para ello prometemos más carabineros egresando de las escuelas correspondientes. Un altísimo porcentaje de carabineros está destinado a hacer investigación de delitos siendo que su tarea es la prevención. ¿Por qué no destinamos a Carabineros a prevenir y a la PDI a investigar? Se optimizan los recursos y no se duplican investigando lo mismo, no se topan y bloquean en las investigaciones y se establecen espacios claros a cada uno. Quizás haciendo lo que corresponde y con atribuciones reales se pueda mejorar el rendimiento. Por atribuciones reales me refiero a que si el Estado les entrega un arma la puedan utilizar; a que los respalden si usan su arma de acuerdo a la ley, y no los den de baja y expongan por los medios, y a que exista una voluntad política de querer solucionar el problema más allá del discurso.

Publicado en diario El Mercurio el 3 de Enero del 2014.

Facultad de  Gobierno
Carrera de Ciencia Política  y Políticas Públicas
UDD 2013 ®

Compartir